robar.es.

robar.es.

Cómo evitar ser víctima de ataques de phishing

Introducción

El phishing es una técnica utilizada por los ciberdelincuentes para obtener información personal y financiera de manera fraudulenta. A menudo, se lleva a cabo mediante el envío de correos electrónicos o mensajes de texto que parecen provenir de instituciones legítimas, como bancos, tiendas en línea, redes sociales, entre otros. El objetivo principal es inducir a la víctima a proporcionar información personal, contraseñas o información bancaria.

Aquí aprenderás cómo evitar ser víctima de ataques de phishing.

¿Cómo funciona el phishing?

Antes de conocer las medidas preventivas frente al phishing es importante comprender cómo funciona. Por lo general, el atacante crea un mensaje de correo electrónico que parece provenir de una institución legítima, utilizando técnicas de ingeniería social para engañar al destinatario. El correo puede incluir uno o varios de los siguientes componentes:

  • Un asunto sensible, como 'Su cuenta ha sido bloqueada'
  • Instrucciones para hacer clic en un enlace para resolver el problema
  • Un botón de acción que sugiere al usuario que haga clic de inmediato,
  • Una saga convincente, en la que se hace creer al destinatario que actúe de forma urgente para evitar consecuencias negativas

Por lo tanto, es importante que los usuarios sepan cómo identificar y prevenir los ataques de phishing antes de ser víctimas de este tipo de delito cibernético.

Prevenir ataques de phishing

1. Verificar la dirección de correo

La forma más sencilla de evitar el spam malicioso es verificar el remitente del correo electrónico. Muchos correos electrónicos fraudulentos se envían desde direcciones de correo electrónico falsas que parecen auténticas, utilizadas por marcas conocidas. Si existe cualquier tipo de duda, es mejor no hacer clic en el enlace provisto en el correo electrónico y comprobar la dirección de correo electrónico de origen.

2. No hagas clic en enlaces sospechosos

Las cuentas de correo electrónico y redes sociales son fundamentales para la mayoría de las personas, por lo que los atacantes esperan que los usuarios no verifiquen los enlaces que les envían. Por ejemplo, si una persona recibe un correo electrónicos que le solicitan que verifique su información de inicio de sesión o visite una página web para ganar un premio, debe evitar hacer clic en el enlace y en su lugar, visitar la página web manualmente.

3. No reveles información personal

Un correo electrónico legítimo nunca solicitará información personal o sensible, como números de tarjetas de crédito, contraseñas u otra información que pueda utilizarse para acceder a cuentas privadas. Debe tratarse de una señal inequívoca de un posible ataque de phishing, y es siempre importante ser precavido.

4. Usa herramientas de seguridad

Otra forma de evitar ataques de phishing es utilizar herramientas de seguridad como firewall, antivirus, detección de spam, entre otras. Estas herramientas estarán diseñadas para detectar y bloquear correos electrónicos maliciosos antes de que lleguen a la bandeja de entrada.

5. Lee los mensajes con cuidado

Cuando se recibe un correo electrónico, se debe leer con cuidado para asegurarse de que el mensaje no contenga signos de un ataque de phishing. Se deben revisar las direcciones del remitente, los errores ortográficos, las demandas sospechosas, los logotipos y las imágenes no legítimas, etc.

6. Asegura tus contraseñas

Cada vez que se utiliza una cuenta protegida por contraseña, es una medida obligatoria comprobar que la contraseña sea segura y es probable que no haya sido comprometida. Se recomienda una contraseña diversa y trabajar con la verificación de dos factores o la ubicación de claves y contraseñas.

Conclusión

Aunque los ataques de phishing pueden parecer inofensivos, engañan a las personas para que revelen información personal y financiera sin darse cuenta. Al seguir estos consejos, pueden ayudar a prevenir el phishing y mantener sus cuentas en línea seguras. Recuerda verificar la dirección de correo, no hacer clic en enlaces sospechosos, no revelar información personal, usar herramientas de seguridad, leer los mensajes con cuidado y asegurar tus contraseñas.